Cómo reducir los zumbidos en los oídos con 7 remedios de origen natural

Los zumbidos o acúfenos son un molesto síntoma que puede producirse por la acumulación de cera, infecciones o lesiones en los oídos.

Es un sonido leve que se produce en uno o ambos oídos, casi siempre acompañado con dolores de cabeza, dificultades para escuchar y problemas de concentración.

Estos pueden producirse por largos periodos de tiempo, aunque también se dan por intervalos, generando molestias mínimas.

Si bien no suelen representar un problema grave, e incluso es normal sentirlos de forma ocasional, casi siempre es aconsejable darles un tratamiento para evitar complicaciones.

Por fortuna, además de los remedios convencionales, hay soluciones 100% naturales que ayudan a acelerar su alivio.

¡Descúbrelas!

1. Aceite de semillas de sésamo

aceite sesamo

El aceite de semillas de sésamo tiene propiedades antiinflamatorias que ayudan a calmar la irritación de los oídos para disminuir los zumbidos.

Su aplicación directa destapa los conductos auditivos y facilita la eliminación del exceso de cera.

¿Cómo utilizarlo?

  • Calienta una pequeña cantidad de aceite de semillas de sésamo y aplica 5 gotas en cada oído.
  • Comprueba la temperatura antes de usarlo, ya que no debe estar demasiado caliente.
  • Inclina la cabeza para que el producto llegue al interior del oído, y déjala en esta postura por 2 o 3 minutos.
  • Luego, elimina los excesos con un paño limpio.

2. Vinagre de sidra de manzana

Los ácidos orgánicos que contiene el vinagre de sidra de manzana son útiles para aliviar las infecciones que causan dificultades auditivas y zumbidos.

Este alcalino natural contrarresta el ataque de los virus y bacterias, y ayuda a limpiar los oídos tapados con cera.

¿Cómo utilizarlo?

  • Diluye una cucharada de vinagre de manzana en un vaso de agua tibia y consume la bebida en ayunas.
  • Mezcla el producto en partes iguales con agua y aplica 3 o 5 gotas en el oído afectado.

3. Aceite de coco

aceite de coco

Conocido por su alto contenido de agentes antimicrobianos y antiinflamatorios, el aceite de coco es un remedio alternativo para aliviar los acúfenos y las infecciones de los oídos.

Este altera el ambiente de los virus y bacterias, evitando que se sigan proliferando en los conductos auditivos.

¿Cómo utilizarlo?

  • Pon a calentar una pequeña cantidad de aceite de coco orgánico y aplica 3 o 5 gotas en el oído afectado.
  • Inclina la cabeza para que llegue al interior y, pasados 3 minutos, elimina los desechos de cera con un paño húmedo.

4. Agua oxigenada

Las propiedades antimicrobianas del agua oxigenada pueden ayudar en el tratamiento de los zumbidos cuando estos se producen por una infección o la producción excesiva de cera.

Sus compuestos calman la irritación del oído afectado y restablece la circulación en la zona para promover su alivio.

¿Cómo utilizarla?

  • Aplica 3 o 4 gotas en el oído afectado y déjalo actuar 5 minutos antes de drenarlo.
  • Repite su uso cada 6 horas.

5. Aceite de oliva

aceite-de-oliva

Por sus antioxidantes y ácidos grasos esenciales, este aceite vegetal es una solución natural contra los problemas que aquejan la salud auditiva.

Mientras que su consumo fortalece las funciones inmunitarias, su uso directo calma la inflamación y los zumbidos.

¿Cómo utilizarlo?

  • Pon a calentar un poco de aceite de oliva virgen extra y, cuando esté tibio, aplica 3 gotas en el oído afectado.
  • Deja que actúe 3 minutos, con la cabeza inclinada, y drénalo.

6. Piña

Consumiendo varias porciones de piña al día pueden disminuirse los molestos episodios de acúfenos e infecciones en los oídos.

Esto se debe a una enzima llamada bromelina, la cual mejora la circulación de la sangre para combatir la inflamación y evitar el ataque de virus y bacterias.

¿Cómo utilizarla?

  • Ingiere hasta 3 rodajas de piña al día cuando te aqueje este síntoma.

7. Pomelo

Pomelo

Bajos en calorías y ricos en antioxidantes y fibras naturales, los pomelos son otro complemento dietario que puede acelerar la recuperación de los problemas que aquejan los oídos.

Su zumo natural es antiinflamatorio y ayuda a mejorar el riego sanguíneo para controlar las infecciones y dolencias.

¿Cómo utilizarlo?

  • Toma 2 o 3 vasos de zumo de pomelo en caso de sufrir zumbidos.

Si te está molestando este síntoma, prueba alguno de los remedios mencionados y aprovecha sus propiedades para aliviar esta condición.

Si se vuelve persistente, consulta al médico para determinar si se debe a una lesión o infección de mayor cuidado.

 

MS

You May Also Like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *