Según los expertos, las mujeres con “mamas densas” deben realizarse mamografías anuales

Si tienes mamas densas no tienes por qué alarmarte de forma prematura.

No obstante, hemos de tener en cuenta que este tipo de pechos se caracterizan por tener más tejido fibroso, lo cual se asocia a un peligro un poco mayor de desarrollar un cáncer de mama.

No queremos decir en absoluto que exista un riesgo de un 100% de desarrollar a corto o largo plazo un tumor mamario. Hay cierta probabilidad, y esta puede incrementarse si, además, tenemos antecedentes familiares.

Basta solo con someternos a revisiones periódicas con las que controlar en todo momento la morfología y salud de nuestro senos. Hablamos, por tanto, de “prevención”, teniendo en cuenta que un factor de riesgo más que no podemos descuidar.

Te ofrecemos toda la información a continuación.

Las mamas densas, características especiales que tener en cuenta

Empezaremos aclarando algo importante. Unas mamas densas no son, necesariamente, unos pechos más grandes o con mucha más grasa. No tiene nada que ver. Existen otros factores que también es importante valorar.

  • El pecho de una mujer sufre notables cambios a lo largo de su ciclo vital.
  • Cuando somos más jóvenes los pechos tienen un equilibrio perfecto entre la parte grasa, glandular y la parte fibrosa.
  • A medida que llegamos a la menopausia las mamas se vuelven más densas. Con más tejido glandular y conjuntivo y menos tejido graso.
  • Cuando se realiza una mamografía de esas mamas que presentan un aumento en la densidad, los resultados son más difíciles de leer e interpretar que los de las mamas menos densas.

Mamas más densas: un factor que se debe controlar y tener en cuenta

  • Según diversos estudios como el publicado en la revista Annals of Internal Medicine, las mujeres con más densidad mamaria tienen más riesgo de padecer cáncer de mama.
  • Insistimos nuevamente en que es un factor de riesgo más. No es determinante, pero sí un aspecto que debemos tener presente.

Asimismo, debemos consultar con nuestros médicos sobre la conveniencia de hacernos las mamografías anualmente y no cada dos o tres años.

No debes alarmarte: una de cada cuatro mujeres tienen las mamas densas

Los pechos se componen de tejido grandular, tejido graso y tejido fibroso, fundamentalmente. Cuando una mama es densa significa que la proporción de tejido fibroso frente al tejido graso es mayor de lo habitual.

  • Si bien es cierto que las estadísticas tienen este factor en cuenta, existe otro mucho más determinante: el genético.
  • Si en nuestra familia no tenemos ningún caso de cáncer de mama entre nuestramadre, tías o hermanas, el riesgo de desarrollar un cáncer de mama por tener los pechos densos es bajo.

No obstante, no lo dudes, es conveniente realizarnos las mamografías cada año. De ese modo, estaremos mucho más tranquilas en todo momento.

¿En qué momento podemos desarrollar unas mamas densas?

Tal y como te hemos señalado antes, nosotras no podemos saber si nuestras mamas son densas o no. No obstante, existen unos factores de riesgo que determinarán su aparición.

menopausia

  • La menopausia: debido a los cambios metabólicos y hormonales, a partir de los 50 o 55 años nuestras mamas perderán ese equilibrio entre la parte glandular, grasa y fibrosa.
  • Si, además, llevamos una vida sedentaria y aumentamos de peso, el riesgo de desarrollar mamas densas es mayor.
  • Asimismo, el componente genético también determina que nuestros senos, con el tiempo, evolucionen en este tipo de mamas.

Claves para prevenir el cáncer de seno si tenemos las mamas densas

 En caso de tener antecedentes familiares

Lo hemos indicado al inicio: en caso de tener antecedentes genéticos de cáncer de mama, nuestro riesgo de desarrollar esta enfermedad aumenta.

Es necesario tomar medidas preventivas. No obstante, serán siempre nuestros médicos quienes nos guíen en las mejores estrategias de acuerdo a nuestras características personales.

  • En caso de que exista componente genético, la terapia hormonal sustitutoria puede ser adecuada una vez llegada la menopausia.
  • No podemos pasar por alto que, si tenemos las mamas densas y contamos con familiares que han sufrido cáncer de mama, el riesgo de multiplica por tres.

mamografia comoda

Pautas a seguir en todos los casos

  • No fumes.
  • Evita el sobrepeso.
  • Combate el sedentarismo. Intenta llevar una vida activa a través de ejercicios aeróbicos.
  • Evita una alimentación rica en grasas saturadas, harinas blancas, azúcares…
  • Sigue una dieta mediterránea donde abunden la fruta fresca, los vegetales, los ácidos grasos saludables como el aceite de oliva…
  • Bebe abundantes líquidos.

Las mamografías 3D: las más fiables

Uno de los problemas más frecuentes de las mamas densas es que suelen dar falsos positivos. El diagnóstico siempre es complejo debido a la densidad del pecho.

De ahí, que  la tomosíntesis 3D sea una de las técnicas más efectivas para analizar los pechos en la actualidad.

Consiste en la captura de múltiples imágenes de cada mama, a partir de cortes milimétricos. Es efectivo y una tecnología que cada vez ofrece mayor seguridad, tanto a los expertos como a las pacientes.

 

MS

You May Also Like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *